de vampiros y amor (no es el titulo, a{un no se me ocurre uno)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

de vampiros y amor (no es el titulo, a{un no se me ocurre uno)

Mensaje por .Hinaru. el Lun Feb 15, 2010 8:26 pm

este es el prefacio, y la publikare x capitulos pues es muy larga

Prefacio
Mi vida la de una chica normal, en una escuela normal. Tenía calificaciones regulares y todo eso, en fin mi vida era normal, sin rayar en lo aburrido. Así que tal vez raros amigos con poderes y habilidades serían demasiado para mi ¿no? Tal vez, pero con tal de seguir junto a el haría eso mucho mas yo Isabel estaría dispuesta a todo para no perderlo y se que eso no lo va a cambiar nadie.

Dios ha puesto la felicidad tan cerca del sufrimiento que
A veces lloramos de alegría otras
El sufrimiento y el dolor
Son formas de vivir
O de amar

















1. Hola Mi Nombre Es Joseph

En la comunidad que vivía no pasaban cosas anormales solo problemas de una comunidad normal pero sin rayar en lo aburrido. En la secundaria iba bien en mis calificaciones, tenía buenas amigas, uno que otro pretendiente y claro alguien que me odiara, esa era Itzel nunca en los 8 años que estudiamos juntas jamás llegue a saber por que tanto odio hacía mi, en el primer año invento rumores sobre mi, me quito a varios pretendientes y alejo unos cuantos amigos de mi, por suerte en segundo se mantuvo ocupada buscando novio.
Ahora en tercero no me dejaba de echar en cara a su novio por que yo no tenía uno. Pero no me importaba eso, me concentrarían en mis calificaciones para tener una beca en preparatoria. Un día me llego un extraño mensaje de texto que decía:

Isabel: te espero en el parque que esta cerca del la salida a la carretera, por favor si no tienes confianza puedes traer a alguien, pero asiste. Estaré debajo del árbol más alto a partir de la 1:00 PM.
Anónimo
Normalmente no haría caso pues no era la primera vez que me hacían una propuesta tan sospechosa, pero la primera de la que podría sospechar era de Itzel, aunque podía llevar a alguien no lo hice si era ella la enfrentaría yo no era ninguna cobarde.
Cuando llegue al jardín la busque en el árbol mas viejo del parque pues ese era el mas alto pero no vi a Itzel ni a ninguna de sus amigas solo a un muchacho sentado bajo la sombra del árbol, descansando muy tranquilamente, al verme me hizo una seña para que me acercara, la situación no tenía el aspecto de ser una broma. Así que me acerque sin esperar algo bueno o malo pero el aspecto de el me atraía de una manera muy extraña sin que pudiera evitarlo; era alto, rubio, sus ojos tenían una tonalidad de azul claro, y su piel blanca desplegaba un olor como a menta.
-te estaba esperando, Isabel, ¿no?- su voz era suave y tranquila, seguía sentado como si nada, su tranquilidad y su belleza le daban un aspecto misterioso, sus ojos azules voltearon a verme sentí que el corazón me daba un vuelco, trague saliva me ponía algo nerviosa esa mirada, intente acomodar las ideas en mi mente y pude preguntar al fin, -¿a, mi? Me esperabas ¿a mi?-
Asintió sin dejar de verme, entonces una brillante sonrisa paso por sus labios, ahora mi corazón se saldría de su lugar, mi cara no mostraba rastro alguno de nerviosismo pero su sonrisa se ensancho aún mas como si escuchara los locos latidos de mi corazón, por primera vez me sentí feliz de oír la voz de Itzel ambos miramos hacía Itzel que se acercaba con el celular en la mano, entonces ese muchacho tan misterioso se levanto de donde estaba sentado y se acerco mas, respire hondo para controlar mis impulsos. Esta vez ignoro mi ahora notoria inquietud a su lado y se enfoco en Itzel, la saludo con la mano sin quitar su deslumbrante sonrisa.
-hola Itzel solo faltabas tu, creo que Isabel no se ve muy bien- soltó una risa que pareció mas una melodía que una risa. Itzel se rió también como respuesta de repente se me ocurrió algo muy loco
Que pasaría si realmente era una broma de Itzel y ella había pagado a ese muchacho para hacerme una broma, si no de que manera obtuvo mi teléfono y supo mi nombre.
Por alguna razón, posiblemente por que Itzel y Joseph se reían creí que era una broma y la ira se apodero de mi así que sentí ganas de salir rápidamente de ese lugar cuanto antes, pero cuando el vio mi reacción ignoro a Itzel y se fue detrás de mi, a pesar del gran tramo que había recorrido me alcanzaba rápidamente. Estaba ya a la mitad de la calle cuando lo escuche gritar a el, -¡Isabel voltea!- entonces me gire para ver como un camión de pasajeros se acercaba, estaba a menos de medio metro de distancia de mi, cuando de repente. . . creí que moriría pero no. . . Ahí estaba el, me cargo con una enorme facilidad y me llevo cargada a la sombra del árbol en un abrir y cerrar de ojos. Cuando me di cuenta de lo que realmente estaba pasando me puse roja al ver que seguía en sus brazos y que yo estaba bastante aferrada a el, trate de bajar pero era muy fuerte y al ver mi forcejeo me puso en el piso con delicadeza y me ayudo a sentarme, ahora ya no estaba roja de la nada me maree mucho sentía que la cabeza me daba vueltas así que intente levantarme pero apenas lo intente se me doblaron las piernas y perdí el equilibrio, tan pronto me vio perder el equilibrio me volvió a tomar en sus brazos, pero esta vez no me soltó.
-gracias por salvarme, y sostenerme eh. . .- que yo recordara no me había dado su nombre –Joseph mi nombre es Joseph, no es nada Isabel- trate de sonreír pues el sentirlo tan cercano hizo que me sobresaltara más cuando se dio cuenta su cara mostró preocupación –deberías llevártela a casa, no se ve muy bien- Joseph asintió y empezó a caminar despacio para que no me mareara mas, pero no creía del todo lo que Itzel había dicho pues nunca se había preocupado por mi, pero decidí no hacerle caso me haría mal ponerme a hacer corajes. Joseph me subió en el asiento del copiloto de su auto ni siquiera preste atención -¿segura que no quieres que te lleve a un doctor?- no se que aspecto tendría por que hasta itzel se preocupo y Joseph no dejaba de mostrarse preocupado por mi, a todo le negaba con la cabeza pues si mi voz era el problema no lo quería preocupar mas. Al llegar a mi casa me llevo en brazos a mi habitación sin ningún esfuerzo o muestra de cansancio, al parecer mis padres no estaban tal vez habían salido a surtir la tienda, Joseph se sentó en un costado de mi cama junto a mi puso su gélida mano en mi frente, fue como un analgésico para mi ahora dolorida cabeza.
-no te ves muy bien, ¿quieres que me quede un rato contigo?- me sentía mal pero seguro se me pasaría con una siesta –no pero gracias otra vez- una sonrisa forzada apareció en su rostro, salio de mi casa rápido y sigiloso. Cuando mis padres llegaron me estuvieron molestando con lo mismo del doctor, les tuve que decir que la comida no servía, ni se molestaron en comprobar si mentía la tiraron y me dejaron dormir en paz.
Perdida en mis sueños mi conciencia me recordaba amargamente esa escena donde Joseph me salvaba, pero en esta yo moría, mi cuerpo quedaba en el piso lleno de sangre, Itzel estaba pálida del susto, Joseph estaba lleno de manchas de sangre su rostro expresaba dolor pequeñas lagrimas salían de sus hermosos ojos, de repente caía de rodillas ante mi cuerpo, podía ver como se maldecía por ser lento, por no llegar, por no salvarme, yo le gritaba desesperadamente que no estaba muerta, pero el no me escuchaba, yo gritaba y gritaba hasta que me quedaba sin voz pero el no me escuchaba. . . Mis ojos se abrieron, estaba en mi oscura habitación, solo había sido una pesadilla, en mis mejillas habían varias lagrimas, las seque con mi sabana y me voltee, tuve que tapar mi boca para no gritar y el corazón seguramente se me saldría del pecho por el puro susto, ahí estaba en el umbral de mi puerta sentado mirándome con esos ojos y esa sonrisa tan provocadora que destacaban en la oscuridad -¿creo que te asuste mas de lo que ya estabas, verdad?- me dijo ya sin la preocupación que tenía en la tarde, le puse una cara de pocos amigos y le respondí un tanto molesta –que haces aquí a estas horas de la noche- se rió entre dientes para ocultar la gracia que le causaba yo o mis palabras, -de la madrugada, las dos de la mañana para ser mas exactos- me corrigió, pero eso no justificaba nada, pero que rayos, le debía la vida y no me podía quejar.
–tranquila, solo me quería asegurar de que estabas bien, al parecer si, pero me preocupo que me gritaras tanto que estabas viva y que me diera cuenta. Me deje caer en la suavidad de mi cama, había gritado todo lo de mi pesadilla y enfrente de el, que vergüenza, -debes de dormir si mañana, quieres aprender mas sobre como te salve- y vaya que eso si me interesaba, mucho como para dejarlo pasar, suspire y cerré mis ojos esperando poder conciliar el sueño. Entonces sentí unos labios fríos y suaves en mi frente y unas buenas noches, abrí los ojos pero ya no estaba nadie en la habitación.
Al día siguiente mis padres se decidieron por darme el día libre. Me fui al parque a buscar a Joseph, ahí estaba debajo del árbol mas grande acostado en el pasto con las manos en la nuca y la mirada perdida en el cielo –hola Joseph- lo salude pero pareció no hacerme caso así que me senté a su lado con las piernas cruzadas, admirando su bello rostro –bueno ahora te diré, sin rodeos lo que soy pero debes prometerme una cosa- lo mire extrañada el no dejaba de ver el cielo así, que me encogí de hombros y asentí con la cabeza, -mira, yo soy. . .- y se callo como dudando de decirme o no – antes prométeme otra cosa, no vas a gritar de miedo a los cuatro vientos si tienes miedo, dime y yo desaparezco de tu vida- no entendía para que, pero que tenía que perder –esta bien Joseph te lo prometo pero dímelo ahora, por favor, lo único que haces es que me desespere-.
avatar
.Hinaru.
Naitomea su
Naitomea su

Masculino Géminis Caballo
Cantidad de envíos : 162
Fecha de nacimiento : 13/06/1990
Fecha de inscripción : 02/09/2009
Edad : 27

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: de vampiros y amor (no es el titulo, a{un no se me ocurre uno)

Mensaje por Gaarita-chan el Miér Feb 17, 2010 6:46 am

owo
Sahi!!
waaa
sigue
ewe
me encanta

_________________

avatar
Gaarita-chan
Admin
Admin

Femenino Cáncer Perro
Cantidad de envíos : 1875
Fecha de nacimiento : 21/07/1994
Fecha de inscripción : 07/04/2009
Edad : 23
Localización : amando a mi esposa Ku ♥
Humor : Los odio a todos :D

Ver perfil de usuario http://naitomea-fan.forosactivos.net

Volver arriba Ir abajo

Re: de vampiros y amor (no es el titulo, a{un no se me ocurre uno)

Mensaje por .Hinaru. el Lun Feb 22, 2010 9:20 pm

aqki esta el segundo cap. gaarita
2. Soy Un Vampiro, ¿Me Aceptas Tal Cual?

No lo podía creer ¡un vampiro! Eso jamás me pasó por la cabeza ni por un instante, aún así no tenía miedo, solo que no me lo esperaba cuando lo dijo mirándome a los ojos, confesándome un gran secreto, soy un vampiro ¿me aceptas tal cual? Claro que si yo lo aceptaba -¿entonces?, no quiero que te sientas presionada así que contéstame con la verdad, me dolería más si mientes- la verdad, no me parecía que dijera no te presiones así me presionaba mas –la verdad, es que tu no me asustas, si no todo lo contrarió me salvaste, eso me da otra imagen de ti, además siento que. . . no serías capaz de hacerme daño- la calma desapareció de su rostro y se cambio por el dolor.
-mira yo no soy lo que parezco así que no me juzgues solo por haberte salvado. . .- se le quebró la voz.
- yo me muero por beber tu sangre. . . y no te quiero ver morir, fue estupido de mi parte, que te dejaras llevar por esa idea, pero es necesario que aprendas magia y lo mismo Itzel, pero puedo poner sus vidas en riesgo.
¿Aprender magia? Y eso por que, que quería decir con eso
-para que me entiendas Isabel, como casi todo en el mundo hay dos fuerzas básicas, en este cazo son luz y oscuridad, todos tenemos un aura, de cierto color, la mayoría de personas tiene colores combinados pero, solo las personas especiales la tienen de un determinado color, tu aura es negra y la de Itzel es blanca, pero independientemente de eso cada una debe de escoger su camino, para bien o para mal y se que su aura no se ha manifestado aun con hechos extraños o paranormales, por eso deben aprender magia, y respecto a lo que dije por las decisiones, insisto que pienses en la imagen que tienes de mi, no soy lo que parezco, tu sangre es casi irresistible para mi.
Me rompía verlo así con una batalla librándose dentro de el, el Joseph que tanto quería debatía por irse, alejarnos de el peligro que corríamos junto a el y el Joseph que me salvo, su corazón le decía algo, algo que lo ataba a la idea de quedarse, –no, no voy a decidirlo de esta manera, tu lo vas a decidir, solo tienes que decir que me vaya y no me vuelvo a aparecer en tu vida ni en la de Itzel, solo piensa en tu seguridad y en la de ella.
Esto estaba mal, si muy mal, como se le ocurría yo tampoco sería capaz de decidir semejante cosa, el corazón se me partía de pensar la reacción por cada respuesta, a pesar de casi no conocer a Joseph lo apreciaba demasiado como para dejarlo ir, después si lo dejaba ir. . . mi cabeza estaba confusa, después ocultaría el remordimiento, no podría vivir así.
-yo. . . yo quiero que te quedes, después se que pensaría, rayos no supe valorar lo que tuve el día de ayer y no podría con el remordimiento.- estaba derramando demasiadas lagrimas no quería parecer boba, pero, no lo podía evitar, el se acerco y me abrazo, con suficiente delicadeza para no lastimarme pero con suficiente fuerza para consolarme, no pude resistirme a el. También lo abrace con fuerza, cuando pude dejar de llorar le rectifique –no me quiero alejar de ti no lo puedo explicar pero algo me atrae a ti y se que si te dejo ir me arrepentiré después- nos miramos estábamos a punto de besarnos. . . pero el se aparto rápidamente. Un segundo estábamos a punto de besarnos pero ahora ya no estaba, vi su blanca mano detrás del árbol me acerque y trate de tomar su mano pero la quito como si mi mano le quemara.
-¿Qué ocurre Joseph?, si tienes algo más que decirme hazlo ahora, p-por favor-. La voz se me quebraba al pensar que esto era a lo que se refería –no te sientas mal, pero el instinto animal que reside en mi es muy fuerte por tu sangre, el latido acelerado de tu corazón y lo mas peligroso, tenerte tan cerca de mi- sus palabras eran como mil agujas en mi corazón.
Salí corriendo de ahí esta vez volteando antes de cruzar la calle y también para ver que no me seguía. Llegue a mi casa, mis padres se encontraban en la tienda, me encerré en mi cuarto, nunca me habían lastimado de esa manera, sentía que se me caía el mundo encima. Espere todo el día a que llegara por la noche pero llego la medianoche y no apareció el sueño me venció y yo me deje caer en el. Mis sueños fueron exactamente la misma situación pero mucho peor; yo me quedaba pero ella se iba, Itzel lograba besar a Joseph pero este perdía el control y la desangraba totalmente, desperté temprano pues era lunes y tenía que ir a la secundaría, pero cuando me desperté encontré una nota en mi tocador, estaba escrita con una perfecta caligrafía:

Isabel:

La verdad contarte como me sentí al verte alejarte con el corazón hecho pedazos y tus lagrimas en todo tu rostro, sentí que mi corazón volvía a latir, pero, se iba contigo y salía de mis entrañas. No quiero que eso vuelva a pasar hoy nos pondremos de acuerdo para irnos mañana. . . si decides ir o no es tu decisión tuya y de nadie mas, estaré donde siempre. Si acaso perdonas a este pobre estupido y decides ir pon en un vaso de agua la semilla que esta en la caja musical y ahí déjala y te vienes con ropa casual.

Se disculpa este pobre tonto Joseph.
La verdad yo tampoco quería que volviera a pasar lo pensé, si podíamos llevarnos bien como amigos esto no tendría problema alguno. Busque la semilla y la puse en el vaso de agua, ni idea de para que me serviría pero me fui lo mas sigilosamente posible para no despertar a mis padres, todo estaba oscuro pues el parque no tenía iluminación, pero ahí estaba el coche de Joseph, tenía las luces apagadas me acerque me detuve durante un instante, un viento helado paso por el parque, un escalofrío me paso por todo el cuerpo, cuando vi a Joseph ahí esperando con la puerta trasera del coche abierta y una manta en la mano entre al coche y tome la manta su auto estaba caliente, posiblemente con la calefacción encendida, me cobije la manta y con los dientes castañeando de frío le dije –J-Jo-Joseph, ¿d-d-donde esta I-It-Itzel?- ni siquiera volteo para responderme, pero me lo dijo amablemente
–Probablemente aun no se levanta, pero tu preocúpate por dormir, al rato ya me preguntaras lo que quieras- como Itzel no llegaba me dormí a mis anchas en el asiento de atrás.
Cuando desperté ya había amanecido, Joseph miraba melancólicamente a través de el vidrio del auto, aún me daba sueño pero no podía esperar tenía que aclarar las cosas y llegar a un acuerdo con el, pero como empezar, no podía, o mas bien no debía de acercarme mucho a el para no descontrolarlo pero si no lo tenía frente a frente escuchando lo que le decía no me iba a poner atención de repente sus palabras y su dulce voz rompieron mi concentración.
-no pensé que lo razonaras tanto, si tienes algo que preguntar hazlo para mi es peor que te guardes tus comentarios- quien lo entendía no me podía acercar a el pero si le podía decir lo que pensaba, quería que le preguntara cosas, le iba a preguntar cosas.
-¿naciste vampiro o te convirtieron en uno?- me respondió
-me convirtieron, ya se a donde te diriges, yo te cuento el resto;
Nací en 1917 cuando tenía 22 iniciaba la segunda guerra mundial, ahora tengo 92 años, no estoy tan viejo, Gran Bretaña y Francia declararon la guerra al III Reich alemán, después de que éste invadiera Polonia, en septiembre de 1939. La ofensiva alemana en Europa acabó por dar categoría mundial al conflicto dos años más tarde. Millones de personas perdieron la vida a lo largo de ella. Liderados por los gobiernos británicos, estadounidense y soviético, derrotaron finalmente a las potencias del Eje. Y todo el tiempo yo estuve de médico en Alemania, estaba harto de la guerra, como te dije muchos perdieron la vida, entonces Marcus me ofreció unirme a su verdadera familia, el era un acaudalado, me dijo que así podría escapar de todas esas guerras y yo acepte.
No podía moverme estaba como hipnotizada por Joseph y sus palabras.
-acepte por que quería escapar de todas esas guerras pero lo malo es que cuando me convertí en vampiro me encontré con la sorpresa de que ellos también tenían una guerra.
Me sentía mal por el, se había convertido en vampiro para escapar de la guerra y ahora estaba en otra, pero no era tan malo, ¿o si? –pero ¿Quién te convirtió y que le paso? No pienses que es por entrometida, pero quiero entenderte mejor- eso era cierto lo quería entender para no tener así mas peleas
-nos clasifican de muchas maneras pero te voy a explicar la mas común, nadie sabe quien fue el primer vampiro pero uno de los mas viejos tiene unos mil años. ¡Mil años! Comparado con eso Joseph no alcanzaba ni la edad de un niño
-se llaman Collins el es como de la realeza muchos le temen y según el es el rey de todos pero a mi no me importa, incluso el mismo ha roto reglas, tuvo hijas con una humana, gemelas para ser exactos- Si ahí era donde estaba el problema no veía razón para que se alejara de mi, no iba a tener hijos con el ni nada por el estilo.
-la mujer con que los tuvo se convirtió en una horrible criatura que fue muriendo hasta quedar como una momia, un par de científicos la encontraron embarazada, la abrieron y encontraron dos enormes capullos, intentaron abrirlos pero no pudieron eran duros como el granito, así que los incubaron pero no pasaba nada, hasta que un día una científica tiro accidentalmente la vitrina sobre ella, su sangre cayo en los capullos los cuales absorbían la sangre de ella y empezaron a palpitar, de los capullos nacieron os hermosas bebitas una la llamaron Ana y creció con uno de los investigadores, Joan con una vida de lujos pero la otra bebita fue aislada la única persona que la conocía era Marcus el otro investigador, su tiempo se detuvo a los trece años y dejaron de crecer, a Ana se le hacían transfusiones pues al parecer necesitaban la sangre como al agua, pero la otra chica la bebía directamente de un vaso, un día Ana encontró el sótano donde estaba su gemela, guiada por la voz de un ángel cantando llego a ella y en su voz se inspiro para ponerle un nombre. . . Diva.
Vaya para dos preguntas me daba toda una historia pero así era mejor y me dejaba sin duda alguna.
-Ana y Diva se hicieron muy amigas y Ana le prometió dejarla salir para el cumpleaños de Joan con tal de que le cantara esa canción tan hermosa, ese día fue a sacar a Diva de su prisión subterránea, la dejo con un hermoso vestido azul y se fue, buscaba flores para Joan con su mejor amigo Erick y cuando llegaron. . . todo era un desastre las mesas, la casa tenían fuego los invitados estaban muertos desangrados en el piso pero lo mas aterrador fue ver a Diva con Joan en los brazos tomando hasta la ultima gota de sangre de el, a partir de eso solo se que Ana convirtió a Erick en su caballero, ese el nombre que nos dan a lo vampiros convertidos por Diva o Ana, Ana solo tiene un caballero Erick y lo convirtió por que el moría, pero Diva tiene seis caballeros, yo soy uno de ellos, Marcus el investigador fue su primer caballero, Jacob un ministro del ejercito renegado el segundo, la tercera una pequeña niña, aunque ella ya murió, Ana la mato en defensa, Oswaldo un artista desdichado fue el cuarto, yo el quinto un medico harto de guerra y el sexto también muerto Carl el director vietnamita de un internado, se enamoro de Ana y yo. . . yo lo tuve que matar por ordenes de Marcus.
Al decir esto último la voz se le quebró, abrir heridas ya cerradas y olvidadas no era fácil.
-yo soy el mas joven de todos los caballeros y el único que los ha abandonado y no se le mando a matar, después me entere de que mi padre era un mago y que mis abuelos tenían la aura oscura, mi abuelo paterno y la de la luz mi abuelo materno contando que mi abuelo materno era un vampiro, aunque mi madre no es como Ana y Diva era una humana normal, mi padre dejo su mundo de sombras en mis manos. Vaya que la magia corría en las venas de Joseph, abuelos con auras mágicas y un vampiro, un padre mago y el dueño de un mundo de sombras, pero que rayos era eso, me vio como adivinando mis gestos, entrecerró los ojos y explico;
-un mundo de sombras es como otra dimensión creada por un mago o hechicera no bruja, hechicera hay diferencias muy grandes, el mundo de sombras puede ser como al mago se le antoje que sea, pero el precio es la energía que consume es la de los habitantes y creador, sobre todo creador pues están unidos si el mago muere o el mundo de sombras es destruido lo mismo le pasa al otro, por eso es un enorme sacrificio.
Ahora la mayoría de mis dudas se habían aclarado y le hubiera seguido preguntando de no ser por una insistente chica que tocaba en el vidrió de la puerta, era Itzel, mire el reloj del estéreo ya eran las 10:30 a.m.
avatar
.Hinaru.
Naitomea su
Naitomea su

Masculino Géminis Caballo
Cantidad de envíos : 162
Fecha de nacimiento : 13/06/1990
Fecha de inscripción : 02/09/2009
Edad : 27

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: de vampiros y amor (no es el titulo, a{un no se me ocurre uno)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.